score
Opinión

463 965 guardias nacionales y policías no son capaces de cuidarnos

Eduardo Ruiz-Healy

El Artículo 21 de la Constitución dice que “La seguridad pública es una función del Estado a cargo de la Federación, las entidades federativas y los Municipios, cuyos fines son salvaguardar la vida, las libertades, la integridad y el patrimonio de las personas, así como contribuir a la generación y preservación del orden público y la paz social…”.

Hasta mayo pasado, de acuerdo con cifras del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), había en nuestro país 364 420 policías federales, estatales y municipales, y 99 545 guardias nacionales. En total, 463 965 hombres y mujeres que deben hacer cumplir lo que establece el arriba mencionado Artículo 21 y diversas leyes federales y estatales, como la de la Guardia Nacional.

Sin embargo, si tomamos en cuenta las cifras que contiene el reporte Incidencia delictiva del fuero común emitido el 20 de julio pasado por el SESNSP, los miles de guardias nacionales y los policías federales, estatales y municipales, ni aún con el auxilio del Ejército y la Marina, son incapaces de “salvaguardar la vida, las libertades, la integridad y el patrimonio de las personas” ni de preservar el “orden público y la paz social” ni de “salvaguardar los bienes y recursos de la Nación”.

Dicha incapacidad es obvia al comparar el número de delitos cometidos durante el periodo enero-junio de este año con los del mismo periodo de 2020.

Durante el primer semestre del año pasado se registraron 888 244 delitos, mientras que en los primeros seis meses de este año se contabilizaron 1 010 305, un aumento del 13.7%.

Los delitos que registraron descensos son:

Homicidio doloso: -3.0% (de 22 159 a 21 510), secuestro: -30.8% (de 438 a 303), robo total: -3.0%, robo a casa habitación: -5.5%, robo de coche: -12.2%, robo a transportista:-10.9%, robo a institución bancaria: -31.9%, robo a negocio: -9.9%.

Los delitos que registraron aumentos son:

Lesiones dolosas: +11.9% (de 70 488 a 78 907), feminicidio: +3.8% (de 477 a 496), tráfico de menores: +200.0%, rapto: +33.9%, abuso sexual: +26.2%, acoso sexual: +32.4%, hostigamiento sexual: +20.2%, violación simple: +236.7%, violación equiparada: +51.2%, robo de autoparte: +12.0%, robo a transeúnte en vía pública: +8.6%, robo a transeúnte en espacio abierto al público: +36.7%, robo en transporte público individual: +34.5%, robo en transporte público colectivo: +4.9%, robo en transporte individual: +19.9%, fraude: +49.5%, abuso de confianza: +33.1%, extorsión: +2.9%, daño a la propiedad: +24.1%, despojo: +38.4%, violencia familiar: 23.7%, violencia de género en todas sus modalidades distinta a la violencia familiar: +17.1%, corrupción de menores: +6.3%, trata de personas: +29.3%, narcomenudeo: +11.8%.

El año pasado, la pandemia detuvo las actividades de millones de personas y negocios y por eso disminuyó el número de delitos. Desafortunadamente, el número va en aumento conforme se están normalizando las actividades.

Ni el gobierno federal ni los gobiernos de la mayoría de los estados están combatiendo exitosamente a los delincuentes. Se vería en los números si estuvieran haciendo bien las cosas. Por eso el 67% de los mexicanos nos sentimos inseguros, como correctamente lo señala una encuesta reciente hecha por el INEGI.

 

Twitter: @ruizhealy

Facebook: Eduardo J Ruiz-Healy

Instagram: ruizhealy

Sitio: ruizhealytimes.com



Artículos Relacionados

Back to top button