score
Opinión

El doble discurso

Joaquín López-Dóriga

Ante el predominio de una sola voz, la polifonía vocal se impone. Florestán

El jueves, la misma mañana que el presidente López Obrador se lanzó contra las clases medias tras haber perdido Ciudad de México, se reunió con los hombres más ricos del país para pintarles un panorama ideal y él, entregado.

En la mañanera, tras la mayor derrota electoral en su santuario, la capital del país, a su estilo, en lugar de analizar razones buscó culpables. ¿Quién? La clase media, a la que acusó de aspiracionista, egoísta, hipócrita, racista, individualista, sin escrúpulos morales, manipulable, convenenciera, conservadora y apoyadora de gobiernos corruptos.

Y todo porque su grupo político sufrió la peor derrota electiva desde 1997 y siendo él Presidente de la República. PUBLICIDAD

De esa violenta mañanera contra la clase media, se fue al museo Kaluz para sentarse con los dueños de las mayores fortunas del país, donde el discurso y el tono fueron otros.

Nada de las clases medias, allí el único clasemediero era él, y se fue por el halago y el mundo ideal: no más impuestos, nada de gravar herencias, seguridad para sus inversiones, no endeudarse, integrarse con Estados Unidos para competir con China, ni expropiaciones ni cambio de reglas ni cancelación de concesiones, crecimiento económico, que Kamala muy amable, vacunas para todos y la gran contradicción: que no tiene doble discurso, cuando venía de descalificar a las clases medias al tiempo que, en un doble discurso, elogiaba y serenaba a los grandes capitales.

Ese es López Obrador: uno, desbocado en el templete, otro, zalamero, en privado con los poderosos. Así ha sido, y así será.

En la mañanera, agresivo y ventajoso; ante el poder real, sumiso y dócil.

RETALES

1.FILTRACIONES. El presidente López Obrador reveló ayer, contra lo declarado por Claudia Sheinbaum el domingo, que fueron traidores a la jefa de Gobierno los que filtraron al New York Times lo que publicó sobre la tragedia de la Línea 12 del Metro, que anoche cumplió seis semanas. Y pregunto: ¿Qué fue lo que filtraron, los peritajes? ¿Y quiénes son esos traidores?;

2.SUCESIÓN. Dice López Obrador que los conservadores quieren poner a pelear a Claudia Sheinbaum y a Marcelo Ebrard, y le pregunto: ¿a pelear sobre qué, la sucesión presidencial? Que no me diga. Su candidata es ella. Lo tiene decidido. Y cuando toma una decisión, ya sabemos; como ha dicho, es necio, lo que nadie le discute; y PUBLICIDAD

3.CONSULTA. Como había adelantado, Arturo Zaldívar llevó al pleno de la Corte la consulta sobre su ampliación de mandato en la presidencia de ese tribunal constitucional, como lo propuso el presidente López Obrador. Sus pares deberán decidir si él interviene o no en el alegato, cómo será la votación, simple o calificada y si viola o no la independencia del Poder Judicial. El proyecto recaerá en el decano José Fernando Franco. El fallo, en agosto.

  • lopezdoriga@milenio.com
  • @lopezdoriga
  • lopezdoriga.com



Artículos Relacionados

Back to top button