Opinión

La alerta de rebrotes y los otros datos

Joaquín López-Dóriga

Se llenan de nada y se declaran satisfechos.

Florestán

 

El lunes por la noche, el director de Epidemiología, José Luís Alomía, alertó que en ocho entidades se había registrado un rebrote de la pandemia y un incremento en la demanda de camas hospitalarias. Y las citó: Aguascalientes, Chihuahua, Coahuila, Nuevo León, Querétaro, Zacatecas, San Luis Potosí y Durango, y no descartó que esta misma semana se agregaran más.
Ayer por la mañana, el titular de Salud, Jorge Alcocer, dio el mismo dato de Alomía, pero muy matizado; estaba en la mañanera.
El intermitente secretario recurrió al inevitable vamos bien: Hoy, 20 estados se mantienen con tendencia epidémica a la baja desde hace cuatro semanas, cuatro más siguen en una meseta en el control de la epidemia y en ocho se asoma el heraldo de un posible rebrote.
A esto, el subsecretario Hugo López Gatell alertó: hay elementos suficientes para sugerir que se está perdiendo la velocidad en la reducción de la pandemia, que se había mantenido en las últimas semanas, y que en las ocho entidades que tienen una tendencia al alza se tendrá una vigilancia del semáforo epidemiológico.
Es decir, Alcocer y López-Gatell coincidieron con Alomía. Pero el presidente López Obrador no. Lo dijo así:
No hay problemas, aquí se está aclarando que no hay rebrote, que vamos enfrentado la pandemia bien. Confirmó que 20 estados van a la baja, las muertes se han reducido y no hay un disparo en la demanda de camas.
Aunque el tema era la alerta de las autoridades sanitarias sobre un rebrote en ocho estados y la respuesta del Presidente fue que no hay.
Pero la realidad, esa necia realidad, sostiene otra cosa: ha disminuido la velocidad en la reducción de casos y hay ocho estados con rebrotes.
Aunque el Presidente tenga otros datos.
RETALES
1. APODOS. El Presidente se refirió ayer a Joaquín Guzmán Loera como El Chapo y en seguida corrigió, le ofreció disculpas por llamarle así, cuando lo ha hecho con millones de ciudadanos a los que ha tildado de fifís, títeres, peleles, señoritingos, pirruris, camajanes, hampones, machuchones, paleros, rufianes, piltrafas, títeres, zopilotes, por citar algunos, ¡Ah! pero que no le diga El Chapo a El Chapo, porque se disculpa de inmediato y lo cita por su apellidos: Guzmán Loera;
2. OBVIO. Era imposible que el juez de Los Ángeles concediera libertad bajo fianza al general Salvador Cienfuegos, como se la negó, y autorizó su traslado a Nueva York para ser presentado ante el mismo juzgador que sentenció a Guzmán Loera y lleva los casos de Genaro García Luna, Luis Cárdenas y Ramón Pequeño;
3. SIEMPRE. Dicen que no son iguales, pero operan como siempre. Ayer por la tarde, los diputados no tenían el dictamen de la Ley de Ingresos que por mandato constitucional tenían que aprobar ayer 20 de octubre. Y como siempre, a votarla sin leerla.
Nos vemos mañana, pero en privado
COLUMNA PUBLICADA ORIGINALMENTE EN MILENIO

 

Telefórmula en vivo

Artículos Relacionados

Back to top button