Opinión

AMLO: primeras elecciones en el gobierno

EN PRIVADO - Opinión de Joaquín López-Dóriga.

Si por algo se empieza siempre, también, siempre, por algo se termina

Florestán

Las elecciones de junio del año que viene serán las primeras en las que Andrés Manuel López Obrador no está en la oposición, está en el gobierno y como Presidente de la República.

Su historia política, desde que en 1988 dejó de militar en el PRI, siempre ha sido desde la oposición; primero desde la calle, luego desde el PRD y hace seis años en su partido, Morena.

En agosto de 1996 derrotó a Ifigenia Martínez y a Heberto Castillo por la presidencia del PRD, cargo que ocupó hasta 1999, cuando se lanzó como candidato de ese partido al gobierno de Ciudad de México, en 2000, donde le ganó a Santiago Creel, del PAN.

Desde allí comenzó a construir su candidatura presidencial, la que impulsó el propio Fox con su desafuero del que hizo su plataforma. En 2006 perdió la presidencia por .51 por ciento de los votos, que nunca reconoció, la tachó de fraudulenta, lo que hasta ahora sostiene y se autodeclaró Presidente legítimo de México.

En 2012, volvió a ser candidato del PRD a la presidencia y lo derrotó el priista Enrique Peña Nieto. En 2018, seis años y un partido después, Morena, ganó abrumadoramente las elecciones con 30 millones de votos.

Ahora, las elecciones intermedias de 2021 serán las primeras elecciones en las que es oposición y, sabedor de la debilidad de Morena sin él, ha decidido participar desde el salón Tesorería de Palacio Nacional y en sus mítines, donde su blanco cotidiano es la oposición, cualquiera que sea ésta.

Y su prioridad no son los gobiernos estatales, sino la mayoría en la Cámara de Diputados que Morena sola, como partido, no le asegura. Y por eso él.

RETALES

1. SORPRESA. El miércoles, el Presidente dijo que apenas el martes se había enterado de la existencia del Conapred, cuyas dos titulares, Alexandra Haas y Mónica Maccise, pasaron por las mañaneras. Incluso, él firmó el nombramiento de Maccise como sucesora de Haas. Ayer dijo que desaparecerá ese organismo que existe por mandato constitucional y depende de Gobernación. Anoche debió haber renunciado Maccise;

2. FOBIA. La fobia presidencial contra lo hispano, rey emérito, congreso, medios, marcadamente El País y empresas, Iberdrola, está enrareciendo la relación con España, en lo que ahora se monta Jaime Bonilla, su gobernador de Baja California, para bloquear el aeropuerto de Tijuana basado en un argumento, tan profundo como falso: que es de una compañía española, lo que es mentira. Pero, siendo cierto, ¿cuál sería el problema? Estamos, de nuevo, ante otro distractor España; y

3. CURVA. El gobierno dice que ha aplanado la curva del covid-19 y ayer, en el día 18 de la nueva normalidad, se alcanzó el máximo histórico de contagiados, 5 mil 662 para tocar casi los 160 mil, y fue el quinto máximo de muertes, con 667, para llegar casi a los 20 mil. Sigan aplanando la curva.

Nos vemos el martes, pero en privado. 

 

lopezdoriga@milenio.com

@lopezdoriga

lopezdoriga.com

 

Columna originalmente publicada en Milenio.

Telefórmula en vivo

Artículos Relacionados

Back to top button