Mundo

Anuncia milicia islamista que se retira del sur de Somalia

Roma.- Militantes islamistas en Somalia anunciaron hoy que se han retirado de su bastión de la ciudad sureña de Kismayo, tras el ataque militar de la vípera emprendido por las tropas del ejército de Kenia.

Fuerzas kenianas y somalíes lanzaron este viernes un asalto en el último bastión de la milicia de Al-Shabaab, aliado de la red extremista Al Qaeda, en territorio somalí, sin embargo la Unión Africana (UA) manifestó que todavía no tienen el control de la ciudad.

Las tropas de Kenia son parte de una fuerza de la UA que trata de restaurar el orden en Somalia, luego que las nuevas autoridades electas han tomado posesión de sus cargos, con respaldado de Naciones Unidas, para restablecer la democracia.

Portavoces de la milicia islámica confirmaron su retirada del estrátegico puerto de Kismayo, pero advirtieron que la batalla apenas ha comenzado, según un reporte de la radio keniana Capital FM en su página online.

Los residentes de la ciudad confirmaron que los combatientes se movieron fuera de la ciudad y que su estación de radio, Radio Andalus, está fuera del aire.

La pérdida de Kismayo es un duro golpe para los islamistas, luego que el puerto era su columna vertebral de financiación y lugar desde el cual el grupo se abastecía de armas y suministros.

La milicia de Al-Shabaab, que fue expulsada de la capital, Mogadiscio en agosto pasado y sigue combatiendo contra las fuerzas de la Unión Africana en otras partes del país, había dicho anteriormente que no iba a rendirse en Kismayo.

Kenia envió sus tropas a Somalia en octubre pasado después de que la milicia islámica lanzó una serie de incursiones en territorio keniano dirigidas a las fuerzas de seguridad de ese país africano, así como turistas occidentales.

Somalia ha avanzado en el último año en la lucha contra el grupo extremista, que han querido imponer su propia interpretación de la ley islámica en todo el país desde que asumió el control de grandes partes del centro-sur de Somalia desde 2007.

El país africano se sumergió en el caos tras el derrocamiento del presidente Siad Barre en 1991 que provocó una crisis humanitaria y un estado de anarquía.

Notimex

Telefórmula en vivo

Artículos Relacionados

Back to top button