score
México

Busca Partido Verde terminar con la violencia obstétrica

El diputado Jesús Sesma Suárez, coordinador del Partido Verde en la cámara baja, lamentó que en nuestro país haya violencia obstrética, al prácticar mayor número de partos a través de cesárea.

Por ello dijo que el Partido Verde busca que haya una práctica de partos humanizados y sensibilizar al personal del sector salud para garantizar el respeto de los derechos de la mujeres.

Aseguró que las autoridades en la materia deben establecer acciones para prevenir la cesárea practicada sin necesidad y resaltar que ésta se evitará durante todo el embarazo, parto y puerperio y se promoverá el derecho de las mujeres a decidir sobre su cuerpo de manera informada durante el proceso de parto.

Y es que en México la problemática de salud, principalmente en lo referente al parto y la salud reproductiva de las mujeres, se han denunciado casos de violación de derechos humanos, pues en algunos lugares del país, se han utilizado prácticas médicas de forma sistemática, mecánica y medicada durante la labor de parto, sin considerar las condiciones particulares de cada madre y neonato, lo cual ha derivado en situaciones de riesgo y violencia para las mujeres.

Según datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), de enero de 2009 a septiembre de 2014, el 46 por ciento de los nacimientos en el país fueron mediante cesárea, pese a que la Organización Mundial de la Salud recomienda que esta tasa no se exceda de 15 por ciento. Al respecto, según la Encuesta Nacional de Salud, dicho aumento no es beneficioso, ya que sólo se incrementa el riesgo de mortalidad, tanto para la madre como para el recién nacido.

De acuerdo con declaraciones y convenciones internacionales los gobiernos deben centrar los esfuerzos gubernamentales en la protección de los derechos de las mujeres, para consagrar en las leyes y en las políticas nacionales lineamientos que reafirmen las normas internacionales de derechos humanos en materia de salud reproductiva de las mujeres, a fin de generar buenas prácticas y sumar esfuerzos para prevenir cualquier tipo de violencia contra ellas.

Sesma Suárez explicó que los médicos que aplican la cesárea justifican esta práctica en razón de la reducción de los riesgos del parto natural, sin embargo, el Grupo de Información en Reproducción Elegida (GIRE) considera que en realidad esto se encuentra asociado con los beneficios económicos y la facilidad de instrumentación para los médicos, pues es más factible inducir el parto con oxitocina o programar una cesárea que esperar el proceso natural del parto, ello restringe a la madre el derecho de elegir sobre su cuerpo y el tipo de procedimiento al cual acceder, lo cual representa un acto inminente de violación a sus derechos humanos.

Comunicado



Artículos Relacionados

Back to top button