México

Exalcalde de Allende asegura sí avisó sobre desapariciones masivas. Con Denise Maerker

Derivado de la venganza de Los Zetas, contra tres de sus operadores en Coahuila que pasaron la frontera con Estados Unidos con cinco millones de dólares con las ganancias del grupo criminal, el fin de semana del 18, 19 y 20 de marzo de 2011 en la entidad se registraron alrededor de 38 asesinatos y desapariciones; además, en las semanas siguientes ocurrieron decenas de desaparecidos en la zona norte de Coahuila.

Por estos hechos, la mañana de este jueves autoridades de la Procuraduría de Justicia del Estado detuvieron a Sergio Lozano, alcalde en cargo cuando ocurrió la tragedia, acusado por el delito de secuestro agravado.

A él se le acusa de haber ordenado a los policías encuartelarse, medida que habría permitido la desaparición y asesinato de personas.

El periodista Javier Garza informó para el programa Atando Cabos que el informe que presentó recientemente el grupo de académicos liderado por Sergio Aguayo, del Colegio de México, junto con la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas, detallaba la comisión o penetración de Los Zetas en la Policía Municipal; esa investigación, dijo, incluye un tabulador de sueldos donde se detalla lo que ganaban los elementos de la policía municipal y de los bomberos, cantidades semanales y mensuales.

Comentó que el exalcalde Sergio Lozano ha dicho que anteriormente avisó tanto a autoridades de la Procuraduría General de la República (PGR) como a elementos del Ejército que tenían un retén instalado cerca del municipio, que sicarios estaban sacando gente de sus casas, quemando las viviendas, matando y llevándose gente.

Garza explicó también que de acuerdo con testimonios de Los Zetas en cortes de Estados Unidos, en las semanas siguientes, la venganza se extendió a otros municipios, donde un número, todavía no determinado de personas, fueron asesinadas y desaparecidas.

joa

Telefórmula en vivo

Artículos Relacionados

Back to top button