score
MundoNoticias

Trabajadores de Notre Dame fumaban en el lugar pese a estar prohibido

Una revista parisina reveló algunas fallas en los procedimientos realizados por los obreros en la restauración de la catedral.

Trabajadores de la restauración en la catedral de Notre Dame violaron la restricción de fumar en el lugar, reveló un semanario local.

La revista Le Canard Enchaîné publicó una información que señala a los trabajadores y otros errores en el lugar como las posibles causas del siniestro que destruyó la construcción.

Investigadores de la fiscalía parisina encontraron al menos siete colillas de cigarros cerca de los restos de los andamios instalados, publicó la revista satírica. Además, el vocero de la empresa Le Bras Freres, encargada de montar los andamios para la restauración del techo del edificio, admitió que los obreros fumaban en el lugar.

Efectivamente, algunos empleados violaban la prohibición (de fumar) de vez en cuando y lo lamentamos”, reveló Marz Eskenazi, vocero de la empresa a la agencia France Presse.

El vocero agregó que los trabajadores hacían caso omiso de esta restricción ya que tomaba tiempo bajar de los andamios. Sin embargo, rechazó que esta sea la causa para que la catedral se incendiara.

Cualquier persona que haya intentado prender alguna vez el fuego de una chimenea sabe que no pasa gran cosa cuando se lanza una colilla sobre un tronco de roble”, alegó Eskenazi.

El edificio contaba al menos con mil 200 vigas de madera, las cuales sostenían el techo de la catedral francesa.

Además, el semanario detalló que otra restricción violada fue la de tener aparatos eléctricos cerca de los andamios de madera, ya que una chispa podría provocar un incendio. A petición “expresa de los clérigos”, existían cables eléctricos por todas las vigas, con el fin de energizar las campanas instaladas en la cubierta y en la aguja destruida en el desastre. De hecho, una de esas campanas sonó 12 minutos antes de la primera alarma de incendio.

Otras causas y retrasos en hallar el incendio

Otra serie de errores humanos hicieron que el incendio fuera detectado de manera tardía y que los bomberos llegaron 35 minutos después de que sonara la primera alarma, al contrario de 20, indicados en la primera versión oficial.

El rector de la catedral, Patrick Chauvet, aseguró que cerca de las 18:20 horas sonó la primera alarma de incendios, pero los vigilantes subieron al tejado y no pudieron comprobar la existencia de llamas. Según la revista Canard, esto fue porque los trabajadores “se equivocaron de lugar” y por ello no encontraron nada.

Por ello, los vigilantes responsabilizaron al empleado de seguridad de la catedral, quien presuntamente les informó erróneamente del lugar donde comenzó la conflagración. La empresa responsable de la seguridad, llamada Elitys, desmintió a la publicación por este hecho.

La alarma de incendios sonó por segunda ocasión y los vigilantes encontraron el origen del siniestro. Los bomberos recibieron una llamada a las 18:51 horas y llegaron justo antes de las 19 horas. Sin embargo, los tragahumo encontraron que las columnas secas instaladas sólo permitían el paso de entre 200 y 500 litros de agua por minuto, insuficiente para apagar un incendio ya iniciado.

Con información de El País.

 

Te puede interesar: 

Donaciones alcanzan los mil millones de euros para la reconstrucción de Notre Dame

“Abril es el mes de la muerte”; Mhoni Vidente habría predicho incendio de Notre Dame



Artículos Relacionados

Back to top button