Noticias

Del Zócalo a Los Pinos. Artículo de Raúl Castellanos

“AMLO, OSORIO, ZAVALA, MANCERA, ERUVIEL, MANLIO…LA FOTO DE AYER”; hubo un tiempo del siglo pasado en que sin encuestas había certeza de quien iba a ganar la Presidencia de la República, eran los tiempos del “partido casi único” –Salinas dixit-, aquellos en que la lucha era “totalmente Palacio”, soterrada, “cuerpo a cuerpo”, en que el único indicador válido era el “dedo” del preciso que designaba a su sucesor y que por lo general se equivocaba y ya perdido el poder andaba rumiando sus rencores, ahí están las declaraciones de Díaz Ordaz embajador, el “Tu también Luis”, de López Portillo, aunque éstas se dan en sentido inverso, hasta la “huelga de hambre” de Carlos Salinas, en su disputa por la paternidad del “error de diciembre” con Zedillo y en defensa de su “hermano incómodo”; luego, tras la derrota del PRI en 1988 y la manipulación de los resultados operada por los Manueles, Bartlett y Camacho, comenzaron a aparecer los “instrumentos” de medición del comportamiento electoral, que aún con métodos “rudimentarios” acertaban en un alto grado, ganando credibilidad y confianza; fue tal su éxito, que los “expertos” estrategas de campañas comenzaron a descubrir en las encuestas un valor agregado sumamente funcional a sus intereses o mejor dicho, de los candidatos para los que operaban, el de la manipulación subliminal del comportamiento del electorado, bajo la lógica elemental, de que la gente prefiere y sigue a los ganadores; así, se consolidó la industria de los “trajes a la medida”, peyorativamente llamadas por la vox populi “encuestas patito”, que para empezar hicieron millonarios a un grupo de empresarios del “ramo” –con algunas excepciones- quienes al amparo de la tecnología “metodológica” -le llaman-, hacían o hacen ganar en el papel a cualquier personaje que tenga los recursos suficientes para pagar el “encargito”; en este contexto, como suele suceder, en la medida que proliferaban –las encuestas- la confianza en ellas se vino a la baja, dos casos son paradigmáticos, las “cinco en una” que le dieron el triunfo por “tres a dos” a López Obrador sobre Marcelo Ebrard, de las que, con el paso del tiempo se han ido conociendo los detalles del arreglo, para desgracia del que, montado en su enorme soberbia, pensó que el poder que tenía prestado sería eterno; el otro fracaso, seco y contundente lo fueron las “predicciones” sobre el resultado de la elección presidencial del 2012, en las que, el Walter Mercado –Roy Campos- de los horóscopos electorales se llevo las palmas, la de oro y las de “ocho”; dicho lo anterior, no deja de llamar la atención “la foto” que al día de ayer publico el periódico, “El FINANCIERO” en la cual se miden cuatro conceptos, imagen y conocimiento, careos presidenciales, intención del voto y aspirantes por partido; como es de suponerse se incluyen las y los personajes que han levantado la mano, andan en precampaña o por su exposición pública –en el gabinete federal- se les considera; el resultado no difiere del ya conocido, con matices en los detalles, Andrés Manuel sigue punteando y polarizando, es el más conocido, con más puntos favorables y también en contra, gana en todos los careos, aunque aquí el “punto fino” es que Osorio Chong, que no anda en campaña, sino todo lo contrario, cuidando que el Chapo no se vuelva a pelar, casi lo alcanza, es más, por margen de error, que lo ubican en el más-menos 2.6% equivale a un empate técnico; destaca el crecimiento de Eruviel Ávila, que pasa a ocupar el lugar de Videgaray entre los considerados cercanos al Tatloani, lo cual si bien tiene lógica por la crisis económica no deja de intuirse una intencionalidad; Mancera se mantiene por el PRD, es posible que por ser el único que ha dicho “quiero”, aunque Graco también está apuntado, atrás de Cuauhtémoc –Blanco-; llama la atención el posicionamiento en buena imagen de Rosario Robles y el poco crecimiento de Aurelio Nuño y Meade; finalmente y como conclusiones aventuradas, podemos apuntar cuatro; 1.- los números no se moverán hasta pasando las elecciones de junio; 2.- a medida que pase el tiempo la señora Zavala irá a la baja mientras no explique, aclare, se deslinde y comprometa castigar los excesos del “calderonato”, de los que fue actora, por comisión, omisión o presencial; 3.- dependiendo de los resultados en 12 estados y sí por lo menos cumple su dicho de ganar “nueve de doce”, diez sería un exceso, once una sorpresa y doce traería pegada –posiblemente- “La Silla de Krauze” –Peña dixit-, Manlio es quien mayormente puede crecer o caer; 4.- la encuesta citando al tuxpeño “en política lo que parece es”, da la impresión de ser, un “traje a la medida” de Bucareli …¿alguien puede asegurar que esto ya está decidido?…¡5 años de resistencia…ya solo faltan 272 días para que Gabino Cué pase a ocupar su lugar en el basurero de la historia!…

Telefórmula en vivo

Artículos Relacionados

Back to top button