Impera desorden en inauguración de exposición de Miguel Ángel y Da Vinci. Con Denise Maerker

Con anticipación, los invitados a la inauguración de las exposiciones de Miguel Ángel Bounarroti y Leonardo Da Vinci, en el Palacio de Bellas Artes, recibieron su invitación con códigos de barras, pero la noche del jueves “se les salió de las manos el evento a los organizadores”.

El Consejo Nacional para la Cultura y las Artes (Conaculta) y el Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA) fueron los encargados de organizar el acto, pero los boletos dejaron de pedirlos cuando fueron informados que el presidente Enrique Peña Nieto no asistiría.

En el noticiero ‘Atando Cabos’, se informó que al iniciar los discursos del presidente de Conaculta, Rafael Tovar y de Teresa; la directora del INBA, María Cristina García Cepeda; y el Embajador de Italia, Alessandro Busacca, el desorden se observaba en todo el recinto.

Los invitados, al momento de intentar ingresar a la sala del Museo que se encuentra en el primer piso, en las escaleras era demasiada gente que impedía el paso a quienes sí llegaron invitación.

Durante el desorden, el maestro Manuel Felgueres se retiró del lugar ante la imposibilidad de acceder al recinto. En tanto, que Jorge Marín, también abandonó el lugar.

Este viernes, las filas para ingresar al lugar son largas y todo indica que así continuará, debido a que es la primera ocasión que se exhibe una muestra de los dos artistas renacentistas.

Con información de Alberto Tavira.

hbc

Salir de la versión móvil