score
Noticias

Del Zócalo a Los Pinos. Artículo Raúl Castellanos / RCmultimedios

“CÓRDOBA FUE PARA SALINAS LO QUE MONTESINOS PARA FUJIMORI” -vox populi-;”la historia tendrá que hablar de él, a lo mejor más que de cualquiera de los protagonistas”, me respondió Manlio Fabio Beltrones -el dos de mayo del 2001 conversando para una televisora de provincia- en referencia a José Córdoba y su participación en los acontecimientos que cambiaron el rumbo de la historia en 1994; amigo muy cercano de Luis Donaldo Colosio y hasta el día de hoy un actor fundamental de la política nacional, compartimos con ustedes un fragmento de lo que aquel día nos expresó “la verdad es que Luis Donaldo y yo compartimos en buena parte una carrera política, fuímos candidatos al senado juntos, cuando él fue candidato a diputado yo fui presidente del PRI en Sonora y construimos una muy bonita amistad, pero además, también un proyecto conjunto, su proyecto era el proyecto de muchos y entre ellos yo me incluía…ese proyecto triunfó cuando obtuvimos la candidatura de Luis Donaldo a la Presidencia de la República por parte del PRI…otro más que estaba sumado en el proyecto y siempre estuvo atento al mismo, es el actual Gobernador de Oaxaca, José Murat, él también estuvo ahí en Tijuana en esos acontecimientos, todavía no como gobernador, pero sí como un colaborador muy cercano de Luis Donaldo, Murat siempre ha sido un eficaz colaborador, además de un hombre de pensamiento claro…dos días después –de Tijuana- llegaba a Sonora, yo acababa de conversar con él, un día anterior él estaba muy contento porque, si recordarás en ese momento, estamos hablando del 22 de marzo, el señor Manuel Camacho acababa de hacer una declaración muy forzada y que estaba siendo muy esperada desde hacía mucho tiempo, desde hacía tres meses, aquella de ‘no quiero ser candidato a la Presidencia de la República’ aunque la versión correcta es ‘no a cualquier costo’….Donaldo me habló el día 22 y me dijo ‘oye, esto es nuevamente el inicio de la campaña, voy a Baja California, después voy a Sonora, te encargo que las cosas estén muy bien ahí, es el estado nuestro, debe ser una fiesta’, era previo a semana santa…cuando a mí me llega la noticia del 23 de marzo, la cruel noticia del atentado a Donaldo…uno de mis primeros impulsos es ir a Tijuana, de Baja California a Sonora no es como ir de Oaxaca a Baja California, las distancias son muy cortas y creo que ahí era mi lugar, en donde yo debería de estar, lo que yo me pregunto ahora es por qué no estaban muchos más, no me pregunto por qué estaba yo….la confusión sigue, la confusión no ha terminado y creo que históricamente la confusión seguirá, lamentablemente…a mi me gustaría, como a muchos amigos de Donaldo y creo que a la totalidad de los mexicanos, que los resultados de la investigación hubiesen sido distintos, que nos hubiesen dado no solo al asesino material, que se encuentra purgando una pena en una cárcel de máxima seguridad, sino que nos hubieran dicho que atrás existían muchas más cosas tenebrosas sobre la muerte de Donaldo”; aquella mañana también platicamos sobre la designación de Ernesto Zedillo y muchas cosas más, pero esas son otra historias…¿alguien puede asegurar que esto ya está decidido?…



Artículos Relacionados

Back to top button