score
Noticias

Del Zócalo a Los Pinos. Artículo Raúl Castellanos/ RCmultimedios

“LO IMPORTANTE ES QUE TODOS COINCIDAMOS EN LA CAUSA” –Cuauhtémoc Cárdenas dixit-; con la serenidad que da el ya tener un lugar en la historia, el Ingeniero Cárdenas preciso que la izquierda –que él representa- está a la espera de lo que “decida la Suprema Corte de Justicia de la Nación en torno a la consulta ciudadana” –sobre el tema energético- si ésta se podrá realizar sobre reformas constitucionales, con base en el 35 constitucional o de acuerdo a la nueva ley recientemente aprobada, aseguró que en cualquier circunstancia “no terminaría ahí la acción de las fuerzas progresistas , tendremos que mantener la lucha el tiempo que sea necesario para revertir las reformas, esto tiene que ver con trabajar seriamente con todos aquellos partidos políticos que estén comprometidos con esta causa para que busquen en algún momento, que esperamos no sea muy distante, hacer una mayoría legislativa que pueda presentar iniciativas –de reformas- para revertir estas contrarreformas retrógadas para el país” y aclaró –por aquello de las confusiones y los “egos”- que más allá de los diversos movimientos “se ha convocado a todo mundo y cada quien toma las decisiones que quiere”; en este contexto transcurrieron las “celebraciones” por la expropiación petrolera decretada hace 76 años por el Presidente Lázaro Cárdenas y las correlativas protestas por las reformas “estructurales” recién aprobadas, que permitirán, cuando se aprueben las leyes secundarias, abrirles las puertas –de la inversión en exploración y refinación- a las “siete hermanas” –que en realidad ya son cinco porque Shell ha devorado a dos de ellas-, por lo que, con marcada ironía un “observador internacional independiente” me dijo ayer a propósito de los “festejos de aniversario” –de la incautación del siglo pasado- “está bien que conmemoren porque el año que entra ya no habrá motivo”; en realidad cada año hay diferentes motivos, hace 20 años en el clima de crispación que imperaba en México el 18 de marzo fue diferente, el 27 de enero se había firmado por los Candidatos Presidenciales, entre los que destacaba –por lo que significaba su rúbrica- Cuauhtémoc Cárdenas y los presidentes de los partidos, el acuerdo que dio origen a la “Mesa de Barcelona” donde se discutía la Reforma Política, en paralelo se realizaban los Diálogos de San Cristóbal entre el EZLN y el Comisionado para la Paz; ese día ya en plena Campaña Presidencial se celebró un concurrido mitin en el Zócalo de México Distrito Federal –Chava Flores dixit-, dos días antes el 16 habían cenado y empezado a ponerse de acuerdo –al parecer sin permiso de “andobas”- Colosio y Camacho en la casa de Luis Martínez – por cierto, encuentro que ayer ubique en el 17 porque así lo consigna Enrique Márquez en su libro “Por qué perdió Camacho”-, dos fueron los oradores estelares esa noche, Porfirio Muñoz Ledo –Presidente del PRD-, quien se refirió a los avances –a punto de concretarse- obtenidos en la negociación –con el PRI y el PAN- de la ya mencionada “Mesa de Barcelona” y el candidato presidencial, el Ingeniero, todo transcurría con normalidad, cuando de pronto Cárdenas endureció el tono y descalificó a Porfirio y en consecuencia lo ya pactado, se le fue a la “yugular”, nadie –salvo los cercanos al Ingeniero- se esperaban lo que escuchaban, Porfirio aguantó y en cuanto terminó –Cárdenas- se bajó del presídium; Julio Anguita –en esa época- líder de Izquierda Unida de España, invitado especial al acto miraba la escena con cara de “what”, como diciendo “y eso que son amigos pero que pesado se llevan”; la afrenta fue mayúscula y a juicio de muchos una “rudeza innecesaria”, Porfirio se fue al lobby del hotel de la Ciudad de México, hasta ahí llegaron Jesús Ortega y Graco Ramírez para mediar en el diferendo, Porfirio había dicho al bajar del estrado que renunciaría a la Presidencia del PRD y confrontaría a Cuauhtémoc; el fin de semana no aminoró el enojo de Porfirio, lunes y martes los dedicó a preparar su respuesta, las negociaciones –de Barcelona- estaban por concluir; al día siguiente 23 de marzo todo cambio, Lomas Taurinas le dio un giro a la historia; finalmente las reformas se aprobaron como Porfirio las negoció, con altura de miras, vocación democrática y visión de estado, en particular las nuevas condiciones para la competencia logradas, fueron fundamentales para que el Ingeniero Cárdenas ganará en el 97 el Gobierno de la Ciudad de México…¿alguien puede asegurar que esto ya está decidido?….



Artículos Relacionados

Back to top button