Noticias

Mensaje presidente Felipe Calderón. Inauguración Carretera La Paz-Todos Santos-Cabo San Lucas

Palabras del Presidente de los Estados Unidos Mexicanos, licenciado Felipe Calderón Hinojosa, durante la Inauguración y Supervisión de Obra de la Carretera La Paz-Todos Santos-Cabo San Lucas, que tuvo lugar en este municipio.

Gracias.

Amigas y amigos.

Muy buenos días.

Muy estimado licenciado Marcos Covarrubias Villaseñor, Gobernador del Estado de Baja California Sur. Muchas gracias por su hospitalidad, Gobernador.

Señor Diputado Gil Cuevas Tabardillo, Presidente de la Gran Comisión del Congreso.

Magistrado Daniel Gallo Rodríguez, Presidente del Tribunal Superior de Justicia.

Licenciada Estela de Jesús Ponce Beltrán, Presidenta Municipal de La Paz. Muchas gracias por su hospitalidad, también.

General Jorge Calvillo Ordoñez, Comandante de la III Zona Militar.

Y Vicealmirante Anselmo Díaz Cid, Comandante de la II Zona Naval.

Quiero que le transmitan a todo el personal a su mando, de tropa, de marinería, jefes, oficiales, generales, almirantes, la gratitud y el reconocimiento del pueblo mexicano y, estoy seguro, del de Baja California Sur, a la labor que realizan las Fuerzas Armadas por la seguridad de los ciudadanos.

Apreciables senadora, distinguidos diputados.

Amigas y amigos sudcalifornianos.

Me da muchísimo gusto estar nuevamente con ustedes aquí, en Baja California Sur, para supervisar el avance de esta carretera importantísima para el estado.

Yo diría que esta carretera es la columna vertebral del Estado de Baja California Sur, y es vital para conectar el enorme empuje que tienen Los Cabos, sobre todo, turístico que es, finalmente, la actividad por vocación más importante de Baja California Sur, con la capital, la Ciudad de La Paz, que necesita un empujón fuerte para detonar su actividad económica.

Y le decía al Gobernador que yo tenía mucho interés en venir, porque cada vez que discutíamos el Presupuesto ahí, en la Oficina del Presidente, en Los Pinos, o en Palacio Nacional, y me mostraba el Secretario el Presupuesto en carreteras. Y otra vez ahí, la carretera de La Paz-Todos Santos-Los Cabos, otra tajada, pero eran tajadas, no de 90 o de 40, o de 120. No. De los 300 y los 500, y ahora mil.

Y, la verdad, me interesaba mucho, porque es una carretera que se ha venido modernizando, precisó, con mucha técnica aquí, el Secretario Pérez-Jácome. Es hacer otra carretera, completamente distinta. Porque es hacer otro trazo de carretera, igual o más moderno al que había, para duplicarla, una carretera a cuatro carriles.

Y, sobre todo, con una inversión de infraestructura enorme, enorme. Porque ahora sí se han venido construyendo puentes.

Cuántos dijo, Director. 26 puentes. Es lo que implica el tramo que ahora se inicia, y del tramo que se termina son 18 puentes, que implica una obra enorme de infraestructura.

Sólo el costo que mencionaba el Director del Centro, tres mil 215, tres mil 500 es el redondeo correcto que hace el Gobernador, implica una de las obras carreteras más importantes de toda la región, salvo la que estamos haciendo en Mazatlán-Durango.

Y en beneficio, no solo de los sudcalifornianos, sino, en realidad, en beneficio de todos, amigas y amigos. Porque yo sé que con esto se detonan las potencialidades de turismo, compartido, déjenme decirlo así, entre Los Cabos y La Paz.

Esta carretera, cuando la terminemos, que será ya, en breve, va a implicar, amigas y amigos, que si antes hacía una persona, una automovilista, un transportista, entre dos horas y cuarto, dos horas y media, entre Los Cabos y La Paz, y viceversa, ahora se va a reducir entre 45 minutos y una hora el traslado, para hacer todo el recorrido en hora y media.

Con lo cual va a ser una especie de hermandad, digamos, para efectos de visita, para efectos de comercio, para efectos de turismo, a Los Cabos y La Paz, y con un gran beneficio, también, para la población que está en medio, o una de las poblaciones que está en medio, que es Todos Santos.

Como ustedes saben, toda esta región vive, y qué bueno, vive del turismo.

Hay otras actividades, agrícolas, entre otras, pero, fundamentalmente, es el turismo lo que empuja la economía de Baja California Sur.

Y sabíamos, también, que esta comunicación entre las dos ciudades más importantes, entre Los Cabos, San José de Los Cabos y La Paz no respondía ya a los requerimientos de una infraestructura de altura. El camino, como quiera que sea, era un camino lento, peligroso, también, diría yo y, desde luego, esos son los cuellos de botellas que representan obstáculos verdaderos al turismo.

Decidimos actuar en el Gobierno Federal para darle una solución a fondo a este problema y, por cierto, saludo a los alcaldes aquí presentes de diversos municipios.

Les agradezco mucho su presencia: de Loreto, de Los Cabos, de Comondú, están aquí. Les agradezco muchísimo a Jorge Alberto Avilés, Antonio Agúndez, Venustiano Pérez, el estar aquí esta mañana.

Hicimos ese esfuerzo por modernizar, yo diría que duplicar la Carretera de Los Cabos-La Paz.

La inversión la he mencionado: casi tres mil 500 millones de pesos, que implicará que los casi 10 mil vehículos que circulan diariamente, y creo que los muchísimos más que circularán ahora, van a transitar por un camino más ágil, de mayor capacidad y, sobre todo, con mejores condiciones de seguridad.

Hay otra cosa. Hay muchas comunidades en el camino, no solo Todos Santos, San Pedro, estas mismas comunidades donde estamos aquí.

Cómo se llama, alcaldesa, aquí.

Pescadero y otras van a tener el beneficio de esa carretera funcional.

Hay otra cosa importante que no hemos mencionado, que el proyecto, además de la carretera o como parte del complejo carretero, va a incluir un libramiento en Todos Santos que, incluso, va a cortar todavía más la distancia, independientemente que la carretera quede ya como estaba ya, sólo que a cuatro carriles.

El libramiento que, a partir de ahora, se construirá, permitirá acortar todavía más el tiempo de traslado y aligerarle la vida, también, a la comunidad de Todos Los Santos, que no necesariamente tendrá que registrar todo el flujo carretero por el Centro de la comunidad. En fin.

Como ha dicho el señor Gobernador, esta carretera forma parte de un esfuerzo mucho más amplio para mejorar las condiciones de vida de Baja California Sur.

Yo sé, amigas y amigos, lo complejo, me imagino, lo complejo que es para ustedes, para el Gobernador, para los Presidentes Municipales, la labor de infraestructura, porque la paradoja de Baja California Sur es que es un territorio enorme, enorme para muy poca población.

El esfuerzo de recaudar, de invertir, se hace mucho más complejo. Pero aun así, aun así vean, más o menos, los parámetros de lo que estamos hablando.

Tan sólo el presupuesto, o más bien, tan sólo lo que tenemos contemplado de inversión Federal, más obras concesionadas, como, por ejemplo, el libramiento que, también, ya está licitado, me dijo Director, más vale que arranque y se complete, porque es un bien importante, ahí, entre Los Cabos y San José del Cabo, porque cómo hemos presionado con ese libramiento y qué bueno, me alegra mucho que me diga que ya va avanzando conforme a mis instrucciones.

Ya considerando ese libramiento, que es una obra concesionada, estamos hablando, amigas y amigos, de una inversión enorme por cada sudcaliforniano, tan sólo del año 2012.

Hagan de cuenta. Hay estados, por ejemplo, que pueden tener una inversión per cápita, es decir, por cada habitante en carreteras, por ejemplo, de 200, 300 pesos más o menos.

Para Baja California Sur la inversión per cápita, es decir, lo que estamos invirtiendo por cada sudcaliforniano, no en los cinco años hacia atrás, en este año 2012, amigas y amigos, es de tres mil pesos por cada persona, tres mil pesos por sudcaliforniano.

Eso implica terminar en los próximos meses esta última etapa que ahora formalmente arrancamos, una vez concluida la primera de esta carretera que se moderniza, pero, también, el libramiento que ya mencionábamos, el Libramiento de Todos Santos.

Muchas carreteras que aquí, el Gobernador, me ayudará luego con ustedes a precisar, pero, efectivamente, hemos apoyado mucho, incluso la modernización de carreteras locales.

Dada la dificultad evidente para un gobierno local de sostener un ritmo de mantenimiento, de un territorio tan extenso, hemos apoyado algunos caminos locales, como ha comentado ya el señor Gobernador.

Esta carretera es parte de un esfuerzo mucho más amplio, que nos va a permitir continuar con ésta y con otras obras. Por ejemplo, de la Carretera Ciudad Insurgentes-La Purísima, la modernización del camino San Javier-Loreto, no sé si es la que me decía, Gobernador. La construcción del libramiento al aeropuerto de Los Cabos, es la que ya hemos mencionado. En fin.

Así, amigas y amigos, construir más y mejor infraestructura.

Yo dije antes de tomar posesión como Presidente de la República, que éste sería el sexenio de la infraestructura, y ya lo hemos cumplido. Pero vamos todavía por más. Queremos, verdaderamente, transformar al país en materia de infraestructura, sobre todo, infraestructura carretera en esta Administración.

Y por qué.

Porque, además de comunicar más a la gente, la infraestructura es un detonador de empleo, y uno piensa en los trabajadores de la construcción que están dándole a la carretera, que sí son muchos, la verdad son miles de empleos, y qué bueno, cuando se construye.

Pero, la verdad, el empleo mayor que genera es cuando operan las carreteras, es cuando crece el flujo de visitantes, es cuando se multiplican los intercambios comerciales. Y eso genera una actividad económica y empleos permanentes, que son exactamente los empleos que necesita Baja California Sur.

Mejora el acceso de las familias a los bienes y servicios. Eso, también, nos permite construir sociedades más unidas, más igualitarias, más solidarias.

Pienso que al ser el Sexenio de la Infraestructura, también estamos sembrando la semilla de un México más justo, más próspero y, también, amigas y amigos, un México más seguro. Y les voy a decir por qué.

Porque estamos trabajando fuerte en éste, que sé es el principal problema para la mayoría de los mexicanos, y que es, precisamente, el problema de la seguridad.

Sé que aquí, Baja California Sur, es un estado relativamente tranquilo, y qué bueno que así lo sea. Y tenemos que empeñarnos, y vamos a apoyar fuertemente al gobierno del estado para que Baja California Sur preserve la tranquilidad en la que viven sus habitantes, tranquilidad relativa en comparación con otros estados de la República.

Qué estamos haciendo para resolver ese problema.

Quizá, lo que más se ve, quizá de lo que más se habla, de lo que más se comenta, lo que más se discute, es la labor que el Gobierno Federal, a través de la Procuraduría General de la República, la Policía Federal pero, especialmente, con el apoyo de las Fuerzas Armadas, realiza para enfrentar a los criminales, para ponerles un alto a las bandas delincuenciales que han operado en el país.

Y sin embargo esto, amigas y amigos, ni es lo único, ni es lo más importante.

Básicamente, nuestra estrategia tiene tres ejes:

Una. Sí, es enfrentar a los criminales. Y ustedes pueden constatar capturas diarias, por ejemplo, que se realizan, algunas muy notables. La semana pasada hubo capturas muy importantes, tanto del grupo de El Pacífico, como del grupo de Los Zetas. Por ejemplo, lugartenientes de segundo nivel. Muy, muy importantes en ambos casos.

Decomisos importantes. Por ejemplo, tan sólo aeronaves o vehículos. Tan sólo aeronaves, por ejemplo, de todos tamaños, desde jets muy elegantes hasta avionetas, pequeños equipos. Hemos decomisado ya más de 600 en cinco años, 600 aeronaves, lo cual debilita notablemente el poder de esos criminales, por una parte.

Pero, insisto. No es lo único, ni lo más importante. Más importante que eso es construir nuevas instituciones, y fortalecer las existentes, encargadas de seguridad y justicia.

Y por eso, nosotros hemos construido una nueva Policía Federal. Cuando entré había como seis mil elementos, básicamente Policías de Caminos, en honor a la verdad, con muchos problemas de corrupción. Y lo hemos subido ya a 36 mil elementos, la mayoría muy jóvenes, 11 mil de ellos universitarios recibidos, que están trabajando en áreas de inteligencia e información que no existían antes.

Hicimos la Plataforma México, que nos permite contar ya con casi 500 millones de datos, desde huellas dactilares, iris, hasta reportes policiacos, modus operativos, registros de vehículos. En fin.

Pero, sobre todo, lo importante es que construyamos instituciones confiables, porque un problema que percibimos es que muchas policías en lugar de trabajar para los ciudadanos estaban trabajando para los delincuentes. Y uno piensa en el delincuente, así en los grandes criminales y capos, pero ese no es ni siquiera el problema principal de la gente.

El problema principal de la gente es el ratero que le vuela la cartera al trabajador cuando va en el transporte y el que le vuela el celular a los muchachos cuando van a la escuela, el que le vuela el monedero a la señora cuando va a comprar alguna cosa.

El robo, amigas y amigos, constituye el 84 por ciento de los delitos en el país; ocho de cada 10 delitos que se cometen en México son robos, y que no tienen que ver con grandes capos ni con delincuencia organizada. Entonces. Fortalecer las policías, por ejemplo, es clave.

Y es un segundo eje, construir nuevas instituciones.

Y el tercero, más importante todavía que los otros dos, que enfrentar a los criminales o que construir instituciones es, también, fortalecer y reconstituir el tejido social.

Qué es eso.

Comunidades que no fomenten, por sus condiciones sociales y económicas, la criminalidad.

Comunidades donde las familias vuelvan a hablar y vuelvan a vivir valores, que eso es lo que hace que no haya delincuencia en una sociedad.

Cuando una sociedad tiene valores y los practica, se hace una sociedad fuerte y, al revés. No hay policía que alcance en ninguna parte del mundo si en las comunidades y en las familias no se generan valores del trabajo, de respeto a los demás, de respeto a la ley, no hay policía que alcance.

Por esa razón es importante reconstruir el tejido social.

Qué tenemos que hacer los Gobiernos para reconstruir el tejido social.

Muchas cosas, y es ahí donde esta carretera, también, tiene que ver para eso.

En la medida que generamos oportunidades de crecimiento económico, en la medida que generamos empleo, también, vamos creando un tejido social más sólido, porque la gente va teniendo oportunidades de ingreso y de ingreso digno.

Y, también, por eso estamos trabajando muy fuerte aquí, en Baja California Sur.

Por qué.

Porque en la medida que una sociedad tiene salud, como ya lo hemos logrado aquí, en el estado, cobertura universal de salud, en esa misma medida la gente, también, tiene un espacio de dignidad humana, que va, todo contribuye al tejido social.

Oportunidades de qué.

Oportunidades de educación. Y por eso duplicamos las becas para el Estado de Baja California. Y otra buena noticia, vamos, incluso, con más ahora.

Y por esa razón, Oportunidades implica que la gente mayor pueda vivir con dignidad y por eso, como ha dicho el Gobernador, si antes el Programa 70 y Más, que le da un apoyo de mil pesos bimestrales a toda persona, a todos estos jovenazos de 70 años o más, pero se lo dábamos nada más en las áreas rurales, ahora, también, se va a dar en las áreas urbanas, con lo cual vamos a combatir fuertemente la pobreza en las áreas urbanas.

No es suficiente, yo sé, pero es una buena ayuda para nuestros adultos mayores. Y eso, también, contribuye a que sus familias, precisamente, tengan un poquito más de ingreso y todo eso ayuda a recuperar tejido social.

Lo que me comentaba el Gobernador, que estamos haciendo con SEDESOL, que no pudimos inaugurar ahora, pero aquí, en La Paz, ya está listo el primer espacio deportivo, uno del Programa de Rescate de Espacios Públicos, canchas de pasto sintético y vamos hacer, por lo menos, una docena en el estado, unos cuatro, Alcaldesa, ahí, en La Paz, por ejemplo.

Que van a permitir que los muchachos jueguen en unas canchas de pasto sintético y que tengan un espacio de recreación y de deporte, que es tan importante, precisamente, para ahuyentar los vicios y la criminalidad. En fin.

Amigas y amigos:

Yo digo que estamos, la tarea no está acabada, desde luego, ni se puede acabar así nada más, sino que es un proceso constante, pero yo lo que diría y resumiría, de lo que estamos haciendo, es que estamos sembrando la semilla, estamos plantando el árbol de un México mejor, más seguro, un México más próspero, un México, también, más justo.

Hagan de cuenta que cuando enfrentamos a los criminales es como si estuviéramos quitando la mala hierba, como si estuviéramos quitando la cizaña, que es la que acaba con los nutrientes, que es la que acaba con las plantas.

Cuando estamos construyendo nuevas instituciones es como si abonáramos la tierra, pero lo más importante la semilla de un México mejor está, precisamente, en la construcción de este tejido social.

Por eso, cada vez que abrimos una clínica, o cada vez que se afilia alguien al Seguro Popular estamos construyendo y sembrando una semilla. Cada vez que se otorga una beca o se abre una escuela, lo mismo. Cada vez que se hace una carretera o un espacio deportivo, también.

Así que, amigas y amigos, yo espero que se me haga lo que comentaba con el Gobernador, y con esto voy a concluir, que pueda, desde luego, voy a estar aquí, vamos a estar varios días, además, con ese gran evento a nivel mundial, que va a ser el G-20.

Para acabar pronto, es la primera vez que un país latinoamericano encabeza el G-20, la primera vez. Además, en un momento clave de la historia económica contemporánea cuando tenemos que enfrentar y resolver la peor crisis económica que se tenga memoria, o que hayan vivido las generaciones presentes. Lo vamos a discutir aquí, en éste su querido y su bello estado.

Y vamos a poner a Baja California Sur en el centro de la atención mundial por varios días, sino es porque por varias semanas.

Así que, entre todos tenemos que hacer un esfuerzo muy grande para que salga bien, va a salir muy bien.

Hemos apoyado fuertemente a Baja California Sur, precisamente, para desarrollar su Centro de Convenciones, que va muy adelantado, tanto en Los Cabos, como ahora, por lo menos, también, empezar el de La Paz.

Hemos apoyado fuertemente en la infraestructura, estamos preparándonos muy bien. Y sé que eso va a salir bien, muy bien para beneficio de Baja California Sur y para beneficio de México.

Y espero, Gobernador, de veras que se me haga, que antes de ese evento, que va a ser en junio, pueda yo venir lo más pronto posible aquí, a Baja California Sur, que es un estado que me gusta mucho.

Ayer terminé una Gira de Trabajo, antier, por Tijuana, Baja California, allá. Y de paso, digo, de una vez si voy a ir a La Paz, el domingo, ayer, aquí, honestamente, me hice una escala muy importante allá, en Guerrero Negro. A mí me encanta ir a ver a las ballenas que están llegando justo en este momento. Me llevé a mis hijos.

Y es un estado, amigos, que tenemos que empujar muy, muy fuerte.

Así que, enhorabuena.

Que les aproveche a todos ustedes esta carretera, y que siga el trabajo coordinado, armónico, entre Baja California Sur y el Gobierno Federal.

Muchísimas gracias.

Telefórmula en vivo

Artículos Relacionados

Back to top button