López DórigaVideo

Absurda y reprobable negativa de Cuba a permitir mi ingreso: Calderón. Con López Dóriga

El expresidente Felipe Calderón detalló que a la hora de solicitar la documentación detalló que le mostraron un correo electrónico que decía: Nos informa la dirección de migración de la República de Cuba en el Aeropuerto internacional José Martí, que el pasajero Felipe Calderón Hinojosa no está autorizado a través de ningún vuelo.

Telefórmula en vivo

Artículos Relacionados

AudioMéxico

Absurda y reprobable negativa de Cuba a permitir mi ingreso: Calderón. Con López Dóriga

Esta mañana el ex presidente de México, Felipe Calderón, llegó con su boleto al mostrador de Aeromexico de la Terminal 2 en la Ciudad de México, pero le indicaron que no podía abordar el avión porque el gobierno de Cuba lo prohibió.

Ante esto, la Secretaría de Relaciones Exteriores lamentó la decisión del gobierno de Cuba de no autorizar la visita del ex presidente Felipe Calderón.

Al respecto, entrevistado por Joaquín López Dóriga, detalló que a la hora de solicitar la documentación detalló que le mostraron un correo electrónico que decía:

Nos informa la dirección de migración de la República de Cuba en el Aeropuerto internacional José Martí, que el pasajero Felipe Calderón Hinojosa no está autorizado a través de ningún vuelo y solicita que no sea documentado en el vuelo Aeroméxico 451 México-La Habana.

“Entonces Aeroméxico me explicó que esa era la razón por la cual no podía documentarme y así fueron las cosas. La gente de Aeromexico fue amable conmigo, si hubiera insistido, probablemente me embarcan pero claramente ante una negativa frontal de parte del gobierno de Cuba, me parece absurda y muy lamentable y reprobable”.

Refirió que iba a un evento del aniversario Luctuoso de Osvaldo Payá, “un hombre al que admire muchísimo. Yo de joven, recolecté firmas para lo que se llamó valientemente el proyecto ‘Varela’, que Osvaldo impulsó, era un demócrata cristiano, recolectaba firmas para que hubiera elecciones en Cuba y aquí le ayudamos a recolectarlas”.

Recordó que siempre quiso tener solidaridad con este personaje cuando fue Presidente de México “y hasta el 2012 realicé una visita de Estado a Cuba, pedí reunirme con él y con otros líderes de la oposición o de las sociedad civil cubana y el gobierno cubano se opuso contundentemente”.

Refirió que insistió hasta que se registró un incidente diplomático “había unos muchachos mexicanos detenidos en Cuba y estábamos peleando por su liberación y eso enredó el tema de dialogar en aquel momento con los disidentes cubanos y finalmente me cambiaron la cita para tener un encuentro con el Cardenal de La Habana, Jaime Ortega, que fue una cita muy decepcionante para mí”.

Calderón indicó que al paso del tiempo comenzó a tener contacto con Rosa María Payá, hija de Osvaldo, “porque a un mes después de mi visita a Cuba, falleció Osvaldo Payá en un accidente por lo menos controversial por lo que los hijos reclamaron que no había sido un accidente, sino que fue deliberado.

“El hecho es que yo quería ir, y me invitaron a estar presente mañana en la entrega del Premio Osvaldo Payá, que lo iban a a entregar a Luis Almagro, Secretario General de la Organización de los Estados Americanos (OEA) que hizo un papel destacado por la democracia tanto en Venezuela como en Cuba y otras partes”.

Apuntó el expresidente mexicano, que ahora lo que teme es una ola represiva en contra de Rosa María Payá y su gente, como ya ocurrió en el mes de enero con una serie de encarcelamientos.

Comentó que varios reporteros que cubrirían el evento allá en Cuba, fueron detenidos y encarcelados, algunos todavía siguen presos, “mi solidaridad con ellos y mi protesta contra el gobierno cubano y me parece simplemente inadmisible, bochornoso y espero que esto se revierta y les mandé un mensaje a los cubanos para que todos los pueblos de Latinoamérica, absolutamente todos, podamos vivir en libertad y en democracia”.

Añadió que hay mucho que platicar, “pero lo importante ahora son los derechos de los cubanos “también es cierto, que es bien importante en México su hegemonía diplomática y muchas cosas, pero quizá en este contexto de polarización no sean tan populares”.

Señaló que Raúl Castro es mucho más moderado que su hermano Fidel, “pero el que sigan pasando este tipo de cosas, es muestra de que parece que el tiempo no pasa y además me parece ridículo que una parte de la sociedad mexicana, en la izquierda radical e intolerante, le parece inadmisible las dictaduras de derecha, pero en las de izquierda se hacen literalmente tontos”, indicó.

Manifestó que es un maniqueísmo brutal “porque si eres de los míos, puedes abusar de los demás, de tu pueblo, pero si eres de los otros, me indigna mucho; debemos expresarnos contra todas las dictaduras, de izquierda o de derecha y lo mismo con las actitudes autoritarias de Trump, pero también las actitudes como esta del gobierno cubano”, concluyó.

jhe

Telefórmula en vivo

Artículos Relacionados

Back to top button
Close