Por comicios, el peso será más débil; volatilidad se percibirá a partir de abril


Publicidad Google

28 de Febrero, 2018

    

"será a partir de abril o mayo cuando se concrete una alta volatilidad que lleve a una depreciación cercana a 8% del tipo de cambio": expertos.

Foto: Notimex

Publicidad Google

Conforme avance el proceso electoral, el peso mexicano enfrentará una mayor volatilidad, que se comenzará a sentir a partir de abril y en junio se incrementaría, alertaron economistas de Grupo Financiero BX+.

Sin embargo, si no hay conflictos postelectorales, los especialistas prevén una apreciación de la paridad para el segundo semestre del año, la cual cerraría 2018 entre 18.25 y 18.75 pesos por dólar.

En la presentación de sus Proyecciones Económicas y Bursátiles 2018, Carlos Ponce, director de Análisis y Estrategia Bursátil de la institución, y Mariana Ramírez, gerente de Análisis Económico, explicaron que "será a partir de abril o mayo cuando se concrete una alta volatilidad que lleve a una depreciación cercana a 8% del tipo de cambio".

Señalaron que de ganar las elecciones Meade o Anaya habría una continuidad en el modelo económico, aunque tampoco vislumbran riesgos si triunfa López Obrador, pues ha moderado su discurso, indicaron.

Además, le sería difícil a Morena revertir las Reformas Estructurales al no tener mayoría en el Congreso.

En cuanto al PIB, calcularon que avanzará entre 2 y 2.5%; la inflación sería de entre 4 y 4.5% y la tasa de interés de referencia, de 6.75 a 7.25 por ciento.

Ramírez expresó que "esperamos que 2018 transite por elementos de riesgo en la primera mitad del año, con efecto principal en el tipo de cambio que fungirá como variable de ajuste. Sin embargo, hacia el segundo semestre del año, asumiendo la asimilación del resultado electoral y la improbable salida de EU del TLC, las variables macroeconómicas y financieras podrían cerrar el año con un desempeño positivo".

Ponce y Ramírez comentaron que gane quien gane, el próximo gobierno recibirá cuantiosos recursos de inversión, del orden de 148.9 mil millones de pesos, comprometidos por las licitaciones en las distintas rondas en el sector de energía, que representan alrededor de 13 por ciento del PIB.

Para México, B×+ pronostica grandes oportunidades para el segundo semestre del año al margen de quién gane se coloque en la silla presidencial.

Mientras tanto, la renegociación del TLCAN, los expertos prevén que se prolongará hasta después de marzo ante periodo de elecciones en los tres países y temas controversiales, de acuerdo con Excélsior.