Estamos en etapa de normalización y regularización de suministro de agua: Sacmex. Con Denise Maerker


Publicidad Google

06 de Octubre, 2017

    

Ramón Aguirre, director del Sacmex, informó que ya están en la etapa de normalización y regularización del servicio de agua. Precisó que este lunes estará el servicio completo en Tláhuac y Xochimilco, mientras que en Iztapalapa tomará una semana más.

Publicidad Google

Tras la contingencia del terremoto del 19 de septiembre, Ramón Aguirre, director del Sistema de Aguas de la Ciudad de México (Sacmex), informó que la capital del país se encuentra en una etapa de normalización y regularización del servicio en la capital del país.

En entrevista telefónica para el noticiero "Atando Cabos", Ramón Aguirre señaló que, tras el sismo, "más de 3 millones de personas se quedaron sin servicio". Entre las fallas que derivaron en fallas en el servicio se encuentra la interrupción del servicio de energía eléctrica y las fugas.

Aguirre explicó que ya se están llenando los tanques a una velocidad de 100 litros por segundo. Detalló que el suministro a la delegación Tláhuac, el cual se realiza a través el acueducto Chalco-Xochimilco, "tuvo 11 fugas. Se repararon todas; todavía se están reparando dos de ellas, pero está funcionando al 100 por ciento.

"Estamos en una etapa de regularización y normalización del servicio", señaló Ramón Aguirre al tiempo de aclarar que se necesita hasta el domingo "para ir mejorando los almacenamientos de los vecinos".

Se espera que el próximo lunes la delegación Tláhuac "ya estemos en las condiciones que estaba antes del sismo; vamos a ir poco a poco mejorando hasta alcanzar que el lunes estemos en las condiciones normales".

El funcionario destacó que ayer fueron repartidos 700 mil litros de agua a través de pipas.

Ramón Aguirre señaló que en Xochimilco tienen un acueducto que opera al 100 por ciento, sin embargo en el barrio de San Gregorio y los barrios del centro de la demarcación hay problemas de fugas; "esperamos que el resto de la delegación, para el domingo, tenga regularizado el servicio".

Sobre Iztapalapa, donde hay un problema serio de desabasto de agua, Aguirre explicó que se rompió el acueducto que opera la Comisión Nacional de Agua (Conagua), la cual ha estado reparando las 30 fugas que se originaron por el sismo.

Agregó que se trabajará con equipo especializado para localizar las fugas no visibles.

A decir del encargado del Sacmex "en Iztapalapa nos vamos a tardar una semana más que en Tláhuac y en Xochimilco, sobre todo por el tema que el agua no está llegando completa a los tanques".

A pesar de esto, ayer se contó con 238 pipas para el reparto de 9 millones de litros de agua.

Al preguntarle sobre los reportes de robo a las pipas que transportan el líquido, Aguirre señaló que "fue más anecdótico que en porcentaje. No sé, voy a inventar: a la mejor tuvimos un problema con 100 viajes de pipas, pero hemos repartido miles de viajes; no ha sido un tema que sea un porcentaje muy alto".

Aguirre señaló que por dicha situación se tomó la decisión de suspender la entrega nocturna de agua.

El director del Sistema de Aguas de la Ciudad de México informó que se ha detectado un problema en los pozos que abastecen la colonia Agrícola Oriental, delegación Iztacalco, el cual esperan se deba a un tema electromecánico. "Esperamos resolverlo en dos o tres días".

Asimismo, señaló que "tenemos nosotros todavía –datos de ayer- es que tenemos 300 fugas pendientes de resolver", así como que "si estamos reparando una fuga, esa zona tiene dificultades".

Aún faltan por reparar 82 están en Iztapalapa de las 232 que se generaron tras el terremoto, en Coyoacán donde se reportaron "prácticamente 300 fugas; nos quedan alrededor de 60 fugas, en Tláhuac hubo 95 y 127 en Xochimilco; quedan 68 pendientes.

En Benito Juárez se repararon 93 fugas y en Cuauhtémoc 150. "Aun cuando el sismo no haya generado un problema de abasto porque el agua que reciben ellos es del (Sistema) Cutzamala, las fugas es lo que pega".

Ramón Aguirre pidió a los ciudadanos no solo reportar fugas en una delegación, sino que ofrezca la dirección exacta para "revisar qué está pasando".

jgam